Conectate con nosotros

El ex mandatario y líder del movi­miento Honor Colo­rado, Horacio Cartes, cues­tionó ayer la permanencia de ministros y secretarios “salpicados” por supuestos hechos de corrupción en el gabinete del presidente Mario Abdo Benítez. Hizo alusión a la famosa frase del jefe de Estado de “caiga quien caiga”, asegurando que actualmente el dicho no se cumple.

“Yo no hablo con él (Abdo Benítez) hace rato. (…) Acá se habla mucho del caiga quien caiga, pero la de Petro­par, Patricia Samudio, vende un combustible el viernes y el lunes ya tiene otro costo. Eso se llama lesión de con­fianza”, sostuvo.

Cartes, junto con los miembros de la Comisión Ejecutiva, habilitando mejoras en la sede del Partido Colorado.FOTO:CHRISTIAN MEZA
Cartes, junto con los miembros de la Comisión Ejecutiva, habilitando mejoras en la sede del Partido Colorado.FOTO:CHRISTIAN MEZA

Cartes criticó también la pos­tura del Poder Ejecutivo de haber contratado al concejal capitalino del Partido Demo­crático Progresista (PDP), Carlos Arregui, que ocupó el cargo de ministro Antico­rrupción, mencionando que no se obtuvieron resultados concretos en las auditorías hechas, colocando la gestión de Samudio como ejemplo. “Mandan a Arregui del PDP y el caiga quien caiga no hay. Pero a mí no me tiene que decir Arregui que eso no es lesión de confianza, entonces de esto hay un montón. No sé el caiga quien caiga, pero hay muchas cosas que no caen”, sentenció.

PDP EN EL GOBIERNO

No solo Arregui fue favore­cido para ocupar un cargo en el gobierno de Abdo Benítez, sino también el ministro de la Senad, Arnaldo Giuzzio, y el ministro de Lucha con­tra el Contrabando, Emilio Fúster, quienes son cerca­nos al sector conocido como “el partido familiar”, enca­bezados por el ex ministro del Interior Carlos Filizzola y la senadora Desirée Masi.

SEPA MÁS

Refacciones en la ANR

El ex presidente Horacio Cartes acudió al Partido Colorado para participar de la habilitación de mejoras en la sede partidaria. Al respecto, el titular de la agrupación, el diputado Pedro Alliana, expresó que el empresario aportó económicamente para las refacciones.

“Hicimos una entrega al Tribunal Electoral Partidario, del salón multiuso, que prácticamente estaba en desuso. Pusimos en con­diciones para que sus miembros trabajen más tranquilos y en condiciones. Invertimos ahí lo que solíamos usar en alquiler de toldos, de aire acondicionado. Montamos las oficinas de abajo en lo que es el patio de honor”, dijo.

Alliana mencionó que “teníamos un montón de filtraciones que llegaban a todas las oficinas de las dependencias de ese sector. También dentro de la presidencia se hizo una reparación com­pleta. No podíamos dejar que esto se desmorone”, comentó. Agregó que Cartes contribuyó económicamente para llevar ade­lante las refacciones porque el dinero de la nucleación “no era suficiente”, comentó. LN

Sigue leyendo
Anuncio

Más popular