Conectate con nosotros

Notas

El hombre de la carretilla pasa otro cumpleaños sin festejo A pesar de la pobreza, su luchadora mamá siempre le cocina algo rico.

Publicado

en

El hombre de la carretilla pasa otro cumpleaños sin festejo
A pesar de la pobreza, su luchadora mamá siempre le cocina algo rico.

Pablo Acuña, el hombre que aprendió a vivir sobre una carretilla de madera debido a una malformación de nacimiento que no le permitió desarrollar sus brazos ni piernas, cumple hoy 57 años.
En una humilde casita de San Pedro del Paraná, Itapúa, vive con su mamá, doña Ignacia, la luchadora abuela de 88 años que lo ha cuidado todo este tiempo como su bebé. “Me encantan las fiestas de cumpleaños pero no creo que se festeje el mío. Estamos con poca plata pero igual no más mamá siempre cocina algo rico”, dijo Pablo.
El cumpleañero admitió que le encantaría comer empanadas o asado,En cambio con un choripan está contento. Pedro tiene dos hijas mayores que viven en Argentina. “En diciembre vinieron a visitarme, mi mejor regalo sería que me llamen”, admitió.
Antonio Cubas es el mejor amigo de Pedro; con él pasa la hora riendo y tomando tereré. “Siempre lo visito porque es muy chistoso, tiene muchas anécdotas para hacerte reír”, dijo.
Silla de ruedas
La familia pidió hace un año atrás la donación de una silla de ruedas. El pedido fue hecho realidad gracias a la producción del programa “El Conejo”.
En cambio, Pablo reconoció ayer que sigue usando la carretilla porque le es más cómoda y la moderna silla la usa solo para salir a la calle. Quien lo tiene preocupado es su mamá, que sufre de diabetes pero toma sus remedios muy pocas veces.
La abuela recibe una platita como viuda de excombatiente, pero lo gasta todo en alquiler y no le sobra para los medicamentos.
Pablo cobra del programa Tekoporã G. 500.000 cada dos meses; de esa ayuda se alimentan.
Foto: Itapua en Noticias

Sigue leyendo
Anuncio
Anuncio
Anuncio

Facebook

Tendencias